Precauciones generales Enemigos Orugas intoxicadas Eutanasia Reemplazo de alas

Esa decisión odiosa

La mayor parte del tiempo la eutanasia no es necesaria, pero en los casos de infecciones o malformaciones incompatibles con la vida, o si simplemente encontramos una oruga o mariposa que está demasiado mal como para poder recuperarse, puede que consideremos recurrir a esta práctica que a los humanos nos trae arduos problemas morales. ¿Qué hacer?

Cómo matar una oruga, pupa o mariposa de la manera menos inhumana

Todas las personas parecen saber cómo matar un insecto expeditivamente: pisotón o manotazo, y chau. Pero no hacemos eso con los bichos que estuvimos cuidando. Queremos pensar en algo menos doloroso y menos brutal.

Bueno, lo que se puede hacer en estos casos es meter a la pupa, oruga o mariposa que queramos liquidar en un frasco chico, ponerle una tapa al frasco y meterlo en el freezer. Al cabo de unas horas el bicho estará muerto sin haber sufrido demasiado, ya que el frío hace que los insectos se aletarguen.

Licencia Creative Commons